conocido-solo-por-Dios-devocional-de-cristo-para-todas-las-naciones-chile-en-la-foto-se-muestra-cruz-grande-de-perfil-en-lo-alto-de-un-cerro-con-personas-sentadas-al-pie-de-esta-con-el-sol-de-fondo-asomado-tras-unas-montañas-y-el-cielo-despejado

Conocido sólo por Dios

Nuestros días son como la hierba: florecemos como las flores del campo, pero pasa el viento sobre nosotros y desaparecemos, sin dejar ninguna huella. Pero el Señor es eternamente misericordioso; él les hace justicia a quienes le honran, y también a sus hijos y descendientes. Salmo 103:15:17

 

El 19 de Julio de 1916, al joven soldado que había sido destacado a la ciudad de Fromelle, en Francia, le fue ordenado atacar líneas alemanas.

Él, junto con muchos otros miembros de las tropas británicas y australianas, arremetieron contra las ametralladoras. Uno de los sobrevivientes escribió: “El aire estaba denso por las balas que zumbaban entrecruzadas en una suerte de entramado de muerte. Cientos fueron derribados en un abrir y cerrar de ojos”.

Fueron las 24 horas más sangrientas de la historia militar australiana, con 2300 caídos.

Tantos murieron, que sus cuerpos no pudieron ser recuperados. Los alemanes sepultaron cientos en tumbas colectivas, tumbas que fueron olvidadas hasta su descubrimiento en el año 2008.

Con la ayuda del ADN, algunos de los soldados están siendo devueltos a sus familias para recibir una sepultura más digna. Pero hay otros, como nuestro joven soldado, que están siendo enterrados sin nombre, sin familia, sin…

Ese soldado es conocido sólo por Dios. Eso es lo que dirá en su lápida y en todas las lápidas de los desconocidos.

 

“Conocido sólo por Dios”

No sé si usted se siente solo o si cree que no es comprendido o que está siendo maltratado. No lo sé… pero sí sé que usted es conocido por Dios.

Él sabe que usted es un pecador. Pero gracias al sacrificio de su Hijo, también sabe que usted es ahora uno de sus hijos redimidos.

ORACIÓN: Padre celestial, te doy gracias porque me conoces y porque a pesar de mis transgresiones y tonterías, aún me recuerdas, me amas y me ayudas a mantener la fe. Envía tu Espíritu Santo para que vele por el olvidado y el desconocido. En el nombre de Jesús. Amén.

 

Publicado originalmente en Paraelcamino.com

© Copyright 2018 Cristo Para Todas Las Naciones

Conocido sólo por Dios
¡Compártelo!

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.