"Con su muerte y resurrección, Jesús nos ha liberado de nuestra esclavitud al pecado y las obras de las tinieblas y nos ha llamado 'a su luz maravillosa' (1 Pedro 2:9b)" - Cita del Devocional de Hoy de Cristo Para Todas Las Naciones CPTLN Chile "Pedro fue un buen alumno" - 28/08/2020

Pedro fue un buen alumno

Desde entonces Jesús comenzó a explicar a sus discípulos que él debía ir a Jerusalén y padecer mucho a manos de los ancianos, de los principales sacerdotes y de los escribas, y morir y resucitar al tercer día. Pedro lo llevó aparte y comenzó a reconvenirlo: «Señor, ¡ten compasión de ti mismo! ¡Que esto jamás te suceda!».

Pero él se volvió y le dijo a Pedro: «¡Aléjate de mi vista, Satanás! ¡Me eres un tropiezo! ¡Tú no piensas en las cosas de Dios, sino en cuestiones humanas!». 

A sus discípulos Jesús les dijo: «Si alguno quiere seguirme, niéguese a sí mismo, tome su cruz, y sígame. Porque todo el que quiera salvar su vida, la perderá; y todo el que pierda su vida por causa de mí, la hallará. Porque ¿de qué le sirve a uno ganarse todo el mundo, si pierde su alma? ¿O qué puede dar uno a cambio de su alma? Porque el Hijo del Hombre vendrá en la gloria de su Padre con sus ángeles, y entonces pagará a cada uno conforme a sus obras. De cierto les digo que algunos de los que están aquí no morirán hasta que hayan visto al Hijo del Hombre venir en su reino». 

Mateo 16:21-28

Interesante. Justo antes de este pasaje, Pedro le dice a Jesús: “Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente”, y Jesús le dice a Pedro: “Sobre esta roca edificaré mi iglesia, y las puertas del infierno no prevalecerán contra ella” (ver Mateo 16:16-18). ¡Qué bien debe haberse sentido Pedro! Seguramente pensó que todos esos meses siguiendo a Jesús valdrían la pena. Con el talento de Jesús con las palabras y su habilidad en el control de multitudes podrían lanzar un plan para dominar el mundo, anunciando que Jesús era el Mesías.

Pero si se hubiera fijado en la manera de obrar de Jesús, se habría dado cuenta que las cosas no iban a salir como él esperaba. Después de darle a Pedro nada menos que “las llaves del reino de los cielos”, Jesús “encargó estrictamente a los discípulos que no le dijeran a nadie que Él era el Cristo” (Mateo 16: 19a, 20). En vez de buscar su fama y gloria, Jesús les muestra a sus discípulos que habría de sufrir miserablemente a manos de los ancianos, los jefes de los sacerdotes y los escribas. Y aún más, como si eso no fuera suficientemente malo, también lo iban a matar. Pero tan rápido como quitó el viento de las velas de Pedro con esa triste noticia, Jesús las llena nuevamente al decirles que al tercer día resucitará.

Este es el mensaje para nosotros hoy también. Jesús no vino para establecer un reino terrenal, sino para salvarnos del “príncipe del poder del aire, que es el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia” (Efesios 2:2b). Con su muerte y resurrección, Jesús nos ha liberado de nuestra esclavitud al pecado y las obras de las tinieblas y nos ha llamado “a su luz maravillosa” (1 Pedro 2:9b).

¡Qué bien aprendió Pedro estas verdades con el tiempo! Por la abundante gracia de Dios, hagamos lo mismo.

ORACIÓN: Padre celestial, aumenta nuestra fe en el maravilloso amor de Jesús por nosotros. En su Nombre. Amén.

Paul Schreiber

Para reflexionar:

1.- ¿Cómo habrías reaccionado al escuchar a Jesús decir que tendría que sufrir e incluso morir?

2.- Pedro fue un personaje audaz en todos los sentidos. ¿Cómo crees que Dios usó esa cualidad en su ministerio?

© Copyright 2020 Cristo Para Todas Las Naciones

Suscríbete y recibe el devocional diariamente en tu e-mail:

Pedro fue un buen alumno
¡Compártelo!
En septiembre regalamos biblias - Banner Mes de la Biblia 2020 - CPTLN Chile

You May Also Like

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *